miércoles, 23 de julio de 2008

Ven aquí

Lleno de la alegría de tu querer,
por esa paciencia atada a tu risa:
me ayudas enpujándome:
de mi rima a tu prosa


Ahora que estoy malcomiendo ayuno,
dame tiras de esa carne
que llevas atada al muslo
pa que pueda forrarte de placer.

¡Ven aquí!

Vamos a llorar alegría,
que quiero quejarme de gusto
por todas las penas mias
y amarte yo solo.

Vamos a enmarcar este día
que me sobra abrazarte fuerte
para ser la ignominia
enzarzada a tu mente.

¡Ven aquí!

Que tengo risas seguidas
de las ondas de tu espuma
y muchos unos rotos de alegría:
florecida.


Ó. Valcárcel. Julio de 2008. Rimando prosa llena de versos.

3 comentarios:

moshquis dijo...

La alegría César, la alegríaaaa...JAJAJA. Toma Risa!
Lo vas pillando, y cuando estés triste mira para otro lado, nunca lo olvides.
Beeeesos

Óscar Valcárcel dijo...

¿Quién es César? xDD

moshquis dijo...

Joder!La puta costumbre..Esto es como mis abuelos que mi abuela se llamaba Vicenta pero mi abuelo siempre la llamaba Juliaaaa!! Perdóname ÓSCAR, nunca más volverá a pasar